Las cortinas han pasado de ser un mero elemento para reducir la cantidad de luz que llega a una estancia a convertirse en parte de la decoración. Así pues, cualquier tipo de cortinas desempeña actualmente una función ornamental que, lejos de abandonar su cometido principal, lo complementa.

Cada uno de los tipos de cortinas para ventanas disponibles en Beljemi ofrece unos beneficios que contribuyen a vestir tu vivienda, oficina o establecimiento comercial según la clase de ambiente y la apariencia que busques crear en dicho espacio. 

Cortinas venecianas

Las cortinas venecianas constan de varias lamas horizontales que se unen entre sí con una escalerilla, la cual sirve para facilitar un control preciso sobre la luz que penetra en una estancia al subir o bajar las cortinas, así como mediante la inclinación de las lamas. 

Fabricadas a medida con materiales de alta calidad, este tipo de cortinas para ventanas está disponible en una gran variedad de colores y acabados. Una de las cualidades más destacadas de la cortina veneciana es su elegante apariencia, pues le dota de versatilidad a la hora de adaptarse a estilos decorativos dispares.

Veneciana de aluminio
Posee propiedades mecánicas y anticorrosivas, además de un acabado con pintura electrostática curada en horno de infrarrojos. Una de las ventajas de este material es la ligereza de su peso.
Veneciana de madera
Se fabrica en madera Abachi, una materia prima natural suave al tacto que aporta un toque rústico y cálido al ambiente.

Las cortinas han pasado de ser un mero elemento para reducir la cantidad de luz que llega a una estancia a convertirse en parte de la decoración. Así pues, cualquier tipo de cortinas desempeña actualmente una función ornamental que, lejos de abandonar su cometido principal, lo complementa.

Cada uno de los tipos de cortinas para ventanas disponibles en Beljemi ofrece unos beneficios que contribuyen a vestir tu vivienda, oficina o establecimiento comercial según la clase de ambiente y la apariencia que busques crear en dicho espacio. 

Cortinas venecianas

Las cortinas venecianas constan de varias lamas horizontales que se unen entre sí con una escalerilla, la cual sirve para facilitar un control preciso sobre la luz que penetra en una estancia al subir o bajar las cortinas, así como mediante la inclinación de las lamas. 

Fabricadas a medida con materiales de alta calidad, este tipo de cortinas para ventanas está disponible en una gran variedad de colores y acabados. Una de las cualidades más destacadas de la cortina veneciana es su elegante apariencia, pues le dota de versatilidad a la hora de adaptarse a estilos decorativos dispares.

Veneciana de aluminio
Posee propiedades mecánicas y anticorrosivas, además de un acabado con pintura electrostática curada en horno de infrarrojos. Una de las ventajas de este material es la ligereza de su peso.
Veneciana de madera
Se fabrica en madera Abachi, una materia prima natural suave al tacto que aporta un toque rústico y cálido al ambiente.

Cortinas verticales

Las cortinas verticales están compuestas por largas lamas verticales cuyo giro sobre sí mismas permite graduar la cantidad de luz natural que penetra en la estancia. A través de un sistema de accionamiento manual pueden quedar agrupadas en el lado izquierdo o derecho de la cristalera o abrirse hacia ambos lados.

Creando un estilo sofisticado, profesional y contemporáneo, las cortinas verticales tienen la capacidad de ofrecer una gran iluminación al ambiente, convirtiéndose en un elemento funcional y decorativo ideal para cualquier clase de espacio.

Puedes adquirir cortinas verticales en diversos tejidos (screen, opaco, traslúcido, aluminio o PVC) con composiciones y niveles de transparencia diferentes. La instalación de cualquiera de ellos en la pared o en el techo es muy sencilla. 

Paneles japoneses

Las cortinas japonesas cuentan con varios paneles que se deslizan por un riel quedando superpuestos entre sí. Constan de un diseño minimalista con toques orientales que ofrece una estética moderna y renovada.

Son un tipo de cortinas para ventanas de gran tamaño o puertas correderas de una vivienda, oficina o negocio. Su recogida mediante un cordón cadena puede efectuarse hacia uno de los lados del ventanal o dividirse en ambos laterales.

Puedes adquirir cortinas verticales en diversos tejidos (screen, opaco, traslúcido, aluminio o PVC) con composiciones y niveles de transparencia diferentes. La instalación de cualquiera de ellos en la pared o en el techo es muy sencilla. 

Cortinas de esparto

Las persianas de esparto se caracterizan por un trenzado dorado que se confecciona con fibras naturales de manera artesanal. Este material sostenible de alta calidad contribuye a crear un ambiente rústico y acogedor aportando calidez a la estancia.

Este producto es aislante y antiestático. Además, protege el espacio de la incidencia de rayos ultravioletas y regula tanto la temperatura como la humedad presente en el ambiente. Sin embargo, su uso está recomendado para estancias interiores o exteriores cubiertas, puesto que posee una baja resistencia frente al agua. 

En Beljemi disponemos de tres de estos tipos de cortinas para ventanas con diversos grosores y acabados:

Artisan
Se elabora con fibras finas y consta de un acabado irregular en el que se evidencia el pelo suelto del propio material.
Atocha
Se compone de pleitas más finas y definidas integradas por gruesas fibras. Al tener menos cantidad de pelo suelto, cuenta con un acabado más refinado.
Master
Se fabrica con fibras anchas que dan lugar a un trenzado con el máximo grosor. Así, las pleitas son más gruesas pero muy definidas, por lo que se trata del acabado más sofisticado.

Cortinas plisadas

Las cortinas plisadas están constituidas por una única pieza que consta de sucesivos pliegues, cuya apariencia simula la forma de un acordeón. Se trata de un tipo de cortinas para ventanas integradas en espacios reducidos.

Un estor plisado es perfecto para controlar la incidencia de la luz natural cuando llega de forma intensa y directa a un espacio concreto. Igualmente, su cierre completo se convierte en una buena opción si lo que buscas es el aislamiento de la estancia

Una de las grandes ventajas que ofrecen los estores plisados son sus diversas posibilidades de movimiento, puesto que estas cortinas se pueden recoger desde la parte superior, desde la inferior o desde la parte central de la ventana. Por otro lado, tanto su mantenimiento como su accionamiento manual y su instalación a pared o a techo son muy sencillos.

El diseño de estas cortinas está disponible en una amplia gama de tejidos confeccionados en múltiples colores y con diferentes grados de transparencia, por lo que es capaz de adaptarse a estilos y entornos de distinta índole.

Tipos de cortinas

Hay cortinas de todas las clases, formas, materiales y estilos, por lo que solo tienes que imaginar cómo quieres que sea tu estancia para decantarte por un modelo determinado. También deberás tener en cuenta la cantidad de luz que deseas en dicho espacio, pues cada tejido posee unos atributos y cualidades específicas para ajustarse a tus necesidades y cumplir con tus expectativas al detalle.