Da igual frío o calor, viento o lluvia, humedad o aridez. Un entorno acogedor para compartir con los tuyos lo cura todo. Las pérgolas se han convertido en uno de los productos más demandados del mercado para crear esas órbitas en las que las conversaciones y las emociones se vuelven más intensas y convierten esos momentos en inmortales. 

¿Qué son las pérgolas?

Una pérgola es un conjunto integrado por una estructura y una lona que se dedica a cubrir una zona concreta para resguardarla de los fenómenos meteorológicos adversos. Se trata de una solución arquitectónica idónea para tapar terrazas y jardines tanto en viviendas como en establecimientos comerciales y de restauración construyendo una extensión del inmueble sin abandonar el vínculo con el entorno que nos rodea. Así pues, podría decirse que las pérgolas tienen un significado: cobijar los espacios de un inmueble que se encuentren al aire libre constituyendo un conjunto atractivo y agradable.

Además de revestir el recinto por la parte superior, las pérgolas permiten anexar lonas laterales para conseguir un cierre perimetral completo haciendo que el espacio sea cómodo y seguro. Esta posibilidad hace que esta clase de estructuras sean cada vez más comunes en los establecimientos de ocio.

Conocer cuál es la meteorología propia de la zona, saber cuál es el tamaño del área a cubrir, hacer una estimación del tiempo que se va a utilizar la pérgola y tener claro qué inversión quieres hacer serán los puntos de partida previos a la correcta compra de la pérgola que más te conviene.

Da igual frío o calor, viento o lluvia, humedad o aridez. Un entorno acogedor para compartir con los tuyos lo cura todo. Las pérgolas se han convertido en uno de los productos más demandados del mercado para crear esas órbitas en las que las conversaciones y las emociones se vuelven más intensas y convierten esos momentos en inmortales. 

¿Qué son las pérgolas?

Una pérgola es un conjunto integrado por una estructura y una lona que se dedica a cubrir una zona concreta para resguardarla de los fenómenos meteorológicos adversos. Se trata de una solución arquitectónica idónea para tapar terrazas y jardines tanto en viviendas como en establecimientos comerciales y de restauración construyendo una extensión del inmueble sin abandonar el vínculo con el entorno que nos rodea. Así pues, podría decirse que las pérgolas tienen un significado: cobijar los espacios de un inmueble que se encuentren al aire libre constituyendo un conjunto atractivo y agradable.

Además de revestir el recinto por la parte superior, las pérgolas permiten anexar lonas laterales para conseguir un cierre perimetral completo haciendo que el espacio sea cómodo y seguro. Esta posibilidad hace que esta clase de estructuras sean cada vez más comunes en los establecimientos de ocio.

Conocer cuál es la meteorología propia de la zona, saber cuál es el tamaño del área a cubrir, hacer una estimación del tiempo que se va a utilizar la pérgola y tener claro qué inversión quieres hacer serán los puntos de partida previos a la correcta compra de la pérgola que más te conviene.

Ventajas

  • Resistencia: la robusta estructura está soportada por pilares que las soportan y le ofrecen una mayor estabilidad
  • Privacidad: el cerramiento puede ser total al instalar toldos laterales y verticales
  • Permite ampliar el inmueble sin ejecutar obras o dividir un mismo espacio en distintos ambientes
  • El mantenimiento es sencillo
  • Protección climatológica: reduce el impacto de la radiación solar sobre las personas y cubre el mobiliario externo ampliando su vida útil al evitar que los factores meteorológicos adversos lo deterioren.
  • Favorece el aislamiento térmico propiciando un ahorro energético
  • Estilo: puedes personalizarla a tu gusto

Desventajas

  • Estructura: su volumen no pasa desapercibido, pero podrá integrarse a la perfección en cualquier entorno debido a sus diversas posibilidades de personalización.
  • Inversión: es un poco más costosa que un toldo debido a su estructura, pero el precio dependerá del modelo, las medidas y los materiales que elijas. En Beljemi contamos con un presupuestador online que te permitirá saber el precio sin compromiso y comprarlo en el momento

Tipos de pérgolas

Pérgola de aluminio

Es una estructura de aluminio ligera y resistente con una lona en la parte superior que, mediante un sistema de perfiles, se extiende y se encoge para acondicionar el espacio en función de las necesidades de cada momento. 

También se conoce como toldo palillero.

Pérgola bioclimática

Es la opción más completa. El techo móvil de lamas de aluminio se gradúa de 0 a 90 grados para cerrar el espacio de forma hermética y evitar el paso del agua, granizo o nieve o para permitir la entrada justa de luz y ventilación. Incorpora técnicas de arquitectura bioclimática y avances tecnológicos que contribuyen a alcanzar una mayor durabilidad y ahorrar en tiempo y esfuerzo.

En cualquier caso, ambos modelos pueden colocarse de manera independiente o adosada a la pared. La principal diferencia de estos dos tipos de instalación es que la pérgola independiente se aclimata a cualquier espacio gracias a los largueros sobre los que se apoya, mientras que la pérgola adosada se adapta de manera fija a los lugares en los que hay una pared. También pueden asentarse entre paredes, situando los largueros de un lado a otro de ambas, sin necesidad de pilares.

Lona de la pérgola

La lona de una pérgola puede ser de una sola pieza o estar compuesta por varios paños cortados. Esta característica dependerá del número de ondas que irán encajados en los perfiles de la estructura.

Su alta densidad (a partir de 300 gr/m²) y su forma de tintado hacen que algunos tejidos puedan llegar a resistir a una columna de agua de hasta 360 mm.

Además, nuestras lonas proporcionan más de un 60% de protección a los rayos UV, llegando algunos tejidos al 100%.

Los colores de las lonas para pérgolas pueden variar ligeramente en función de cada tintada del tejido, así como del dispositivo desde el que se observe. En Beljemi disponemos de cinco tejidos distintos para la lona: acrílico, acrílico resinado, screen, PVC y green.

Este producto está diseñado para una larga duración. No obstante, recomendamos no lavar la lona de la pérgola a máquina, sino limpiarla a mano con un trapo mojado y sin frotar en exceso para evitar el deterioro de su tratamiento. Además, nuestras pérgolas están selladas con un acabado especial que facilita su limpieza y acelera el secado de la lona. Asimismo, utilizamos un tipo de tintado en el proceso de fabricación que frena el desgaste del color con el paso del tiempo. 

En Beljemi fabricamos una amplia gama de lonas a medida para cualquier clase de toldo desde hace más de 50 años. Al ser fabricantes, no tenemos intermediarios. Todas nuestras pérgolas poseen la certificación europea (CE) que, además de avalar su fabricación íntegra en España y la Unión Europea, garantiza su seguridad.

Podrás configurar tu lona, consultar el importe económico y realizar el encargo en el momento con diferentes opciones de pago en nuestro catálogo online. Así, podrás elegir el tejido, el color y el tipo de faldón, entre otras características. Se envía con todos los accesorios necesarios para su instalación.

Si tienes alguna duda durante el proceso, nuestro servicio de atención al cliente se la resolverá a través de cualquiera de nuestros canales de comunicación.